Escuela Taller de Caldas
Escuela Taller de Caldas
Escuela Taller de Caldas

Breve Introducción

Escuela Taller de Caldas

En el municipio de El Retiro uno de los oficios tradicionales que más se destaca está relacionado con la elaboración de muebles, siendo esta actividad una tradición de ebanistas y carpinteros de manos laboriosas y experimentadas que han transmitido sus conocimientos de generación en generación durante más de 100 años.

El delicado trabajo de la madera por parte de las tradicionales familias de ebanistas, le ha dado al municipio de El Retiro un gran reconocimiento local, regional y nacional, rodeado de inspiración, la creatividad y el trabajo manual de estos artesanos transforman la madera en muebles de reconocida hermosura, calidad y duración, hacen de esta actividad un impulso trascendental al patrimonio cultural, arquitectónico, ambiental y económico siendo esta producción uno de los principales renglones de la economía en el municipio.

Con la implementación del taller escuela en ebanistería es posible avanzar y aportar al desarrollo cultural, turístico, social y económico que les permitirá a las comunidades en el municipio aportar a sus condiciones y calidad de vida, a la vez que se propende por el fomento a la recuperación del patrimonio cultural y salvaguardar las tradiciones culturales y características identitarias del municipio.

Analisis Histórico del oficio

Escuela Taller de Caldas
Escuela Taller de Caldas

Entre 1910 y 1920 como alternativa a la gran crisis económica por la que atravesó el municipio de El Retiro se consolido el oficio de la ebanistería, debido al cierre de las salinas, una de las fuentes más rentables del municipio. Los habitantes encontraron en esta alternativa otra forma de subsistencia utilizando algunas raíces recogidas en los ríos y haciendo con ellas grandes obras del arte maderero.

Las primeras piezas fueron inspiradas por los diseños de la cultura francesa, pero con el uso de herramientas rudimentarias y machetes. Estas se realizaron en zonas veredales como Carrizales y Normandía, que hoy se han expandido a otros lugares del municipio y de generación en generación.

A partir de ese cambio aparecen personas representativas como José María Botero (Don Pepe), considerado uno de los grandes visionarios de este arte, quién fue fundador de Muebles el Pino y que con esta gran idea llevó e impulsó este oficio en el municipio. Se le considera uno de los pioneros en el arte maderero utilizando el pino ciprés, el cual requería de un proceso y moldeado de alta complejidad. Don Pepe nacido en 1921 llegó a ser reconocido en todo el país por su capacidad de realizar réplicas de muebles franceses. Fue considerado el “maestro de los maestros”, su labor maderera inició con la fabricación de ataúdes los cuales elaboraba de manera manual considerando la ausencia de energía eléctrica.

Escuela Taller de Caldas
Escuela Taller de Caldas

De igual forma, fabricó el primer kiosco de madera en el Municipio de El Retiro y las escaleras en caracol de la iglesia “Nuestra Señora del Rosario”, las cuales aún se conservan. Inspirados bajo estas piezas que hacen parte del contexto del territorio y su identidad. Conformo una empresa por la que pasaron un sinnúmero de ebanistas que salieron con la intención de formar sus propias empresas.

Otro gran artesano es Antonio Castaño, oriundo de Marinilla (Antioquia), quien fundó Muebles los Compas en El Retiro y diseñó e implementó el torno de cimba, que funcionaba de manera mecánica por medio de pedales, poleas y sin energía eléctrica. Posteriormente surgieron personajes también reconocidos como Luis García “El Joven” entre otros, enriqueciendo esta industria con la fabricación de camas, puertas, ventanas, armarios y logrando alta calidad con sus diseños.

En los años 70 el oficio de la ebanistería se industrializa con la llegada de la energía eléctrica, donde dejan de ser prioritarias herramientas como la garlopa, el formón, el cepillo y aparecen otro tipo de herramientas como el torno, la canteadora, la sierra, y el sinfín. Cada una de ellas fue usada por los artesanos logrando unos grandes y reconocidos resultados, se convirtió en un símbolo en la región. De hecho en 1986 la cama en la que descansó el Papa Juan Pablo II en su visita a Medellin, fue elaborada en Andina de Muebles, una reconocida empresa que generó grandes fuentes de empleo en el Municipio.

Otro exponente importante del arte de la madera fue el señor Eliseo Tangarife, un Indígena del resguardo de San Antonio, quien fue reconocido en el municipio por su gran habilidad para tallar la madera. Es importante también mencionar que algunos sacerdotes se involucraron en el arte de la madera, realizando reparaciones y elaborando algunos objetos en diferentes iglesias.

A raíz de esos avances en la actualidad se ha desarrollado la creatividad de manera sorprendente, incorporando el uso de maderas como pino, roble, caobo, comino, entre otras. Aún en el municipio se mantiene esta tradición y perduran un promedio algunas ebanisterías de gran tradición.

En ese sentido la intención de implementar el taller escuela es trasmitir los conocimientos de la ebanistería a las nuevas generaciones para mantener la identidad del municipio y garantizar la salvaguardia del oficio.

Con la implementación del taller escuela en ebanistería es posible avanzar y aportar al desarrollo cultural, turístico, social y económico que les permitirá a las comunidades en el municipio aportar a sus condiciones y calidad de vida, a la vez que se propende por el fomento a la recuperación del patrimonio cultural.

Escuela Taller de Caldas
Escuela Taller de Caldas
Escuela Taller de Caldas
Ir arriba